Para qué sirve un manguito de presión arterial alrededor de tu pierna

El término “úlcera” no es una palabra bonita y por lo general no es tampoco algo agradable a la vista.

Una úlcera de la piel es cualquier avería que se pueda presentar y las piernas son uno de los lugares más comunes en desarrollarse.

Afortunadamente, aunque se vuelven más comunes con la edad, no son en absoluto inevitables: el 98% de las personas no las tienen ni siquiera a sus 80 años.

Las úlceras venosas de la pierna son el tipo más común de úlcera de la pierna. Están bajo a la presión aumentada en las venas que llevan la sangre de las piernas de nuevo al corazón.

Esto conduce a la fuga de líquido de las venas, produciendo hinchazón y presión sobre la piel, generalmente alrededor del tobillo. Con el tiempo, esto daña la piel.

Ante este fenómeno podemos reducir el riesgo de sufrir úlceras en las piernas con medidas sencillas en nuestro estilo de vida.

Pero si ya has desarrollado una úlcera, entonces serás tratado con apósitos regulares y vendajes de compresión. Estos reducen la presión en tus venas y promueven la curación.

Una vez que la úlcera haya desaparecido (generalmente dentro unos tres meses) debes usar medias de compresión durante el día para ayudar a detener otro episodio de úlceras venosas.

No te sorprendas si tu enfermera pone un manguito de presión arterial alrededor de tu pierna al tener una úlcera en la pierna.

Este instrumento de medición ayuda a resolver si tu úlcera se relaciona con problemas de tus venas o si viene de tus arterias ya que los tratamientos son diferentes.

Puede ser peligroso aplicar vendajes de compresión si se han bloqueado las arterias, por lo se que tendrá que comprobar esto antes de considerar los apósitos de presión.

Ahora bien, si ya tienes el problema te estarás preguntando sobre ¿Cómo puedes ayudarte?

Una de las primeras solicitudes que se les hace a los pacientes con este problema es el cambiar e incluso evitar ciertos hábitos de riesgo como son:

  • Uno de ellos es el dejar de fumar, ya que el dejar de fumar reducirá el riesgo de úlceras en las piernas notablemente.
  • El otro es dejar el sedentarismo, el movimiento no solo hace que la sangre fluya hacia arriba y abajo, sino que mantienes tu cuerpo en diferentes posiciones al caminar, subir y bajar escaleras, etc.
  • Bajar de peso, es importante que llegues y te mantengas en tu peso ideal ya que no le exiges a tus piernas más de lo que razonablemente deben soportar.

Entre los hábitos a incluir en tu vida diaria son:

  • Levantar las piernas. Al acostarse, trata de mantener las piernas más altas que tus caderas para ayudar a que el flujo de sangre llegue de nuevo al corazón. Descansa las piernas en almohadas en la cama y en un taburete al sentarse.
  • Bajar las piernas. Ya sea de pie o sentado con las piernas hacia abajo aumenta el líquido en las piernas, esto hace que fluyan dichos líquidos alrededor de las bombas de sangre reduciendo la presión.
  • Hacer ejercicio. Incluir el ejercicio diario por lo menos una actividad de media hora le hará bien a todo tu cuerpo y mejorará tu estado de salud.
  • Alimentación sana. Al tener una alimentación equilibrada junto al ejercicio contribuirás a bajar de peso y mantenerte en tu peso ideal.

La idea es el evitar llegar a tener una úlcera pero si ya se ha desarrollado una, entonces habrá que darle prioridad y buscar soluciones que bien puedes hacerlas tú mismo.